Imprimir

Tecnociencia

Caballos de Roraima

EMBRAPAHace más de 200 años, caballos de origen europeo fueron llevados a la zona de Lavrado, estado de Roraima, en el extremo norte de Brasil, un área cuya vegetación puede ser caracterizada como un tipo de sabana. Muchos de esos caballos se perdieron y se volvieron salvajes, al alimentarse y reproducirse por cuenta propia, lo que resultó en un linaje altamente rústico y adaptado al ambiente. Denominado caballo ‘lavradeiro’, este animal es actualmente objeto de amplios estudios por parte de la Empresa Brasileña de Investigación Agropecuaria (Embrapa). El ‘lavradeiro’ forma parte del programa de conservación de animales de la unidad Embrapa Recursos Genéticos y Biotecnología, con sede en Brasilia, y de Embrapa Roraima. Existen alrededor de 200 animales, muchos en estado salvaje. Mediante la colecta en campo y la colaboración de criadores particulares, la empresa contabiliza más de 50 animales en núcleos de conservación. El mayor de estos núcleos cuenta con 43 animales en el municipio de Amajari, a 170 kilómetros de la capital, Boa Vista. Los investigadores se abocan a la caracterización y la preservación de la variabilidad genética de los animales, producto de muchos años de selección natural. El conocimiento de estos genes podrá colaborar en futuros programas de mejoramiento genético de otras razas de caballos. Uno de los factores que intrigan a los investigadores es el desempeño físico del ‘lavradeiro’, capaz de recorrer grandes distancias a velocidades de hasta 60 kilómetros por hora y alimentándose únicamente de un pasto de mala calidad nutricional llamado ‘fura-bucho’.