Imprimir Republicar

Tecnociencia

La baja fertilidad genera cerebros potentes

Hasta donde se sabe, las mujeres son las únicas hembras que sufren de preeclampsia –presión alta durante la gravidez. Un estudio del neonatólogo Pierre-Yves Robillard, de Sud Réunion Hospital, ubicado en la Isla de Réunion, detectó que las mujeres que demoran un año para quedar embarazadas tienen un 35% menos de probabilidades de desarrollar preeclampsia que las que quedan embarazadas con menos de cuatro meses de relación (NewScientist, 23 de noviembre). Según Robillard, el contacto prolongado con el semen del padre ayuda a adaptar el sistema inmunológico de la mujer.

Sucede que en la especie humana el feto penetraría mucho más hondo en el útero materno, para poder recibir más nutrientes, a causa del proceso de formación del cerebro, que demanda tres veces más energía que en otros mamíferos. El avance más endógeno del feto obligaría al sistema inmunológico de la madre a atacar a la placenta, para combatir a los genes invasores del padre contenidos en ésta. Durante ese proceso, la placenta liberaría toxinas que, al entrar en la circulación de la gestante, ocasionarían la presión alta. No sería otra la razón de la baja fertilidad de las mujeres comparada con la de otras hembras, que generalmente son fecundadas durante la primera relación sexual.

Republicar