Imprimir Republicar

Tecnociencia

Sin olor a pegamento

Adespec, una pequeña empresa paulistana, desarrolló un pegamento inodoro, que aporta mayor eficiencia al proceso de blindaje de automóviles. El nuevo adhesivo, que ya se encuentra en uso en Truffi Blindados, otra empresa también instalada en São Paulo, contiene en su composición partículas en escala nanométrica, y por esa razón se lo denomina nanosellador. Esas nanopartículas se encargan de la eliminación del olor, además de contribuir para mejorar la adherencia entre el acero de la carrocería y la cubierta de aramida, el tejido de fibras sintéticas resistente al disparo de un arma de fuego. El nanosellador reemplaza al adhesivo poliuretánico, una sustancia altamente olorosa y alergénica. “Desarrollamos tecnologías en escala nanométrica para adhesivos y selladores, una a base de agua y otra de poliéteres siloxanos, un producto neutro e inodoro”, comenta la ingeniera química Wang Chen, quien fundó la empresa en 2001 y contó con la financiación de la FAPESP para tres proyectos del Programa de Investigación Innovadora en Pequeñas Empresas (Pipe). Esta novedad fue presentada en el marco del Simposio de Nuevos Materiales y Nanotecnología, que se llevó a cabo en junio, en la ciudad de São Paulo, promovido por SAE Brasil, una entidad que agrupa a los ingenieros de las industrias automovilística y aeronáutica.

Republicar