Imprimir

Matematica

Brasil, entre los pesos pesados de la matemática

La Unión Matemática Internacional (IMU) aprobó en el mes de enero el ingreso de Brasil en el grupo 5, integrado por un número restricto de naciones que desarrollan investigación de excelencia en el área, con lo cual el país pasa a formar parte de la élite matemática nivel mundial. Esta modificación responde a una solicitud elevada en 2017 por la Sociedad Brasileña de Matemática (SBM) y por el Instituto de Matemática Pura y Aplicada (Impa) de Río de Janeiro, y ubica a Brasil a la par de otros 10 países que realizan investigación de alta calidad en matemática. “Elaboramos un dosier compuesto por algo más de 30 páginas, donde se destacan las razones para solicitar nuestra inclusión en el grupo 5”, dice Marcelo Viana, director general del Impa. “Ahí detallamos la investigación, los eventos, la formación en los cursos de posgrado, la educación básica, las Olimpíadas de Matemática y la popularización de la disciplina en el país”. La IMU, fundada en 1920, congrega a unos 80 países, que están agrupados en cinco categorías. El país ingresó al IMU en 1954, como parte del grupo 1, y subió de categoría paulatinamente. La promoción actual es el resultado de la madurez que alcanzó la producción científica nacional en el área en los últimos tiempos. En 2006, un año después que el país llegara al grupo 4, los matemáticos brasileños publicaron 1.043 artículos científicos (el 1,53% de la producción mundial en el área). En el lapso de una década, esa cifra prácticamente se duplicó y llegó a 2.073 papers, es decir, el 2,35% de todos los artículos del área matemática que se publicaron en 2016. El ascenso del país al grupo de élite de la investigación en matemática sobreviene casi cuatro años después de que el brasileño Artur Ávila, investigador del Impa y del Centro nacional de Investigación Científica (CNRS) de Francia, recibiera el galardón más alto que concede el área: la Medalla Fields, otorgada por la IMU. Pese al avance de la investigación en el rubro, la enseñanza de la matemática en Brasil deja mucho que desear. El país ocupa uno de los últimos puestos en los escalafones internacionales que evalúan el desempeño de los alumnos en el área.

Republish