guia do novo coronavirus
Imprimir Republicar

Tecnociencia

Emisiones de energía de tungsteno

Científicos de Laboratorios Sandia, de Albuquerque, estado norteamericano de Nuevo México, lograron demostrar que filamentos calentados, elaborados en una estructura microscópica y reticulada de tungsteno, irradian más energía de longitud de onda cercana al infrarrojo que filamentos hechos del mismo elemento, pero sólido. En la práctica, esto puede significar una nueva y más potente fuente de energía para coches eléctricos, equipamientos electrónicos de barcos y generadores industriales.

O más aún: como la longitud de onda cercana al infrarrojo es la región más próxima a la luz visible, en el futuro los cristales fotónicos (como también se conoce a las estructuras microscópicas de tungsteno) podrán reemplazar en condiciones ventajosas a los métodos de iluminación actuales. Se ha llegado a pensar que este descubrimiento echaría por tierra a la teoría de Max Planck –uno de los precursores de la física moderna, quien a comienzos del siglo XX calculó la cantidad máxima de energía que podría emitir un cuerpo sólido.

Cuando los científicos calentaron la estructura reticulada de tungsteno a 1.250º C, la energía irradiada fue tres veces mayor que la prevista por Planck. Pero el físico Shawn Lin, que llevó adelante la experiencia, no cree que la ley de Planck haya sido quebrada, sino que más bien se ha modificado. “Comparar la emisión de energía de un sólido con la de una estructura reticulada es como comparar un gato con un supergato.”

Republicar