guia do novo coronavirus
Imprimir Republicar

Estrategias

Internet monitorea la devastación

En la llamada Amazonia Legal se registró en 2002 el mayor índice de deforestación de los últimos siete años. Fueron destruidos 25,5 mil km² de vegetación, una extensión solo menor que la de la tragedia de 1995, cuando se perdieron 29 mil km² de área verde. No sirve de consuelo, pero ahora es posible seguir vía Internet la situación de cada punto de la selva y saber dónde avanza con mayor intensidad la devastación. El sitio www.obt.inpe.br/prodes, lanzado por el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (Inpe, sigla en portugués), es abastecido con fotos del satélite Landsat, capaz de monitorear 6 mil puntos de la región cada 20 días.

“Basta digitar el nombre de un municipio de la región para saber la cantidad de área deforestada y los motivos de la explotación”, afirmó Gilberto Câmara, responsable del proyecto y jefe de la Coordinación General de Observación de la Tierra del Inpe. El sitio revela una situación crítica en 60 municipios de los estados de Pará, Mato Grosso y Rondônia. Uno de los peores focos es la ciudad de Novo Progresso, de Mato Grosso do Sul, que crece bordeando la carretera Cuiabá–Santarém. Allí, las talas de bosques treparon de 225 km² en 2001 a 767 km² el año pasado. Los tramos remanentes de selva se benefician con los cambios climáticos (lea en la pág. 26).

Republicar