Imprimir Republicar

SERPENS

Misión cumplida para el nanosatélite

Representación del satélite Serpens: seis meses en órbita

Serpens Representación del satélite Serpens: seis meses en órbitaSerpens

El nanosatélite brasileño Serpens concluyó su misión en el espacio tal como se hallaba previsto y se desintegró en la atmósfera el día 27 de marzo, luego de permanecer en órbita durante seis meses. El artefacto, desarrollado por la Agencia Espacial Brasileña (AEB) en colaboración con docentes y estudiantes de universidades e institutos de investigación federal, dio más de tres mil vueltas alrededor de la Tierra, recabando y transmitiendo datos ambientales. El satélite, cuyas dimensiones eran de 10 x 10 x 30 centímetros, costó 800 mil reales y fue el primero de una serie vinculada al proyecto Sistema Espacial para la Realización de Investigaciones y Experimentos con Nanosatélites (cuya sigla, en portugués, también es Serpens), financiado por la AEB (lea en Pesquisa FAPESP, edición nº 219). Según la profesora Chantal Cappelletti, coordinadora del proyecto por la Universidad de Brasilia (UnB), el desarrollo del aparato tuvo gran utilidad pedagógica. “La construcción de un nanosatélite constituye una experiencia que amplía el conocimiento de los estudiantes”, dijo, según se consigna en el sitio web de la AEB. Además de los alumnos de la UnB, también colaboraron en el desarrollo del satélite estudiantes de las universidades federales del ABC, de Santa Catarina y de Minas Gerais, así como del Instituto Federal Fluminense (IFF), para luego transportárselo hasta la Estación Espacial Internacional, en el mes de agosto.

Republicar