Guia Covid-19
Imprimir Republish

Dermatología

Impacto emocional

El vitíligo ataca, en promedio, al 1% de la población mundial. Más del 75% de los pacientes exhibe baja autoestima relacionada con esa enfermedad. El impacto emocional muchas veces no es tenido en cuenta por el profesional, lo cual influye negativamente en el pronóstico. Los investigadores Lucas S.C Nogueira, de la Universidad Católica de Brasilia, Roberto D. Azambuja Pedro y C.Q. Zancanaro, del Hospital Universitario de Brasilia, verificaron los efectos del vitíligo sobre lo emocional y discutieron al respecto de los últimos descubrimientos sobre la interacción mente-cuerpo y sus connotaciones sobre la enfermedad. Cien pacientes con vitíligo respondieron, en la primera consulta, a una pregunta sobre las emociones que les provocaban la presencia de las manchas. Entre los que presentaban manchas en zonas expuestas, el 80% se quejó por emociones desagradables, frente a un 37% de los que presentaban manchas en zonas no expuestas. Las emociones mayormente referidas fueron el miedo (un 71%), la vergüenza (el 57%), la inseguridad (el 55%), la tristeza (un 55%) y la inhibición (el 53%). Cualquier afección crónica produce una vivencia negativa propiciada por la expectativa de sufrimiento. El vitíligo constituye un desafío para la autoestima. Además de una orientación científica adecuada, el paciente carece de confort emocional. La respuesta y la adhesión al tratamiento y hasta la misma resiliencia frente a eventuales fallas terapéuticas dependen de la buena relación médico-paciente. Los resultados se encuentran en el artículo “vitíligo y emociones”.

Anais Brasileiros de Dermatologia – Tomo 84 – Nº 1 – Río de Janeiro – Enero/ Febrero de 2009

El enlace a la totalidad de los artículos citados en estas páginas se encuentra disponible en la dirección electrónica de la revista Pesquisa FAPESP, www.revistapesquisa.fapesp.br

Republish