guia do novo coronavirus
Imprimir Republicar

Tecnociencia

El parásito de los parásitos

Además de los mosquitos flebotomos, la leishmaniasis visceral puede ser transmitida a perros y gatos por parásitos tales como la garrapata marrón del perro, Rhipicephalus sanguineus, y la pulga, Ctenocephalides felis felis. En 2005, un equipo de la Universidad Federal de Minas Gerais presentó esa posibilidad en la revista Veterinary Parasitology, una hipótesis que ahora refuerza un equipo del Instituto Adolfo Lutz (Parasitology Research, edición de agosto de 2011). Fábio Colombo, del grupo coordinado por Vera Pereira-Chioccola, examinó 73 perros capturados en Mirandópolis, en el interior paulista, y constató que 60 tenían leishmaniasis, 40 cobijaban pulgas y casi todos, garrapatas. Según análisis de ADN, el índice de infección con el protozoario Leishmania, causante de la enfermedad, fue de un 28% en las pulgas y superior a un 50% en el caso de las garrapatas. Estudios de ARN indicaron que había protozoos vivos en el interior de las ninfas de garrapatas extraídas de los canes infectados.

Republicar