guia do novo coronavirus
Imprimir Republish

Trayectorias

Horizonte ampliado

Alumnos de la red pública de Campinas proyectan nuevos caminos profesionales a partir del ProFIS, un curso de formación general que ofrece la Unicamp

Archivo personal El ProFIS amplió en alrededor de un 3% la participación de alumnos de las escuelas públicas en la UnicampArchivo personal

Adquisición de conocimiento y experiencia al respecto del quehacer científico incluso antes de ingresar a una carrera de grado convencional. Ésta es la oportunidad que tienen por delante los mejores alumnos de las escuelas de la red pública de Campinas, a partir del Programa de Formación Interdisciplinaria Superior de la Universidad de Campinas (ProFIS-Unicamp), un proyecto de capacitación general similar al que ofrecen otras instituciones de educación superior en Estados Unidos, como por ejemplo la Universidad de California en Berkeley. “A instancias del ProFIS, los estudiantes pueden cursar materias en todos los institutos de la Unicamp y entrar en contacto con conocimientos básicos del mundo natural, social y artístico, a partir de asignaturas enfocadas en el desarrollo de habilidades de comunicación oral y escrita, razonamiento lógico y responsabilidad ética, social y ambiental, y sus relaciones con el mercado laboral”, dice el físico Marcelo Knobel, rector de la Unicamp y uno de los mentores del programa.

El ProFIS tiene una duración de dos años, durante los cuales se estimula a los alumnos a reflexionar sobre la elección de su carrera profesional. Una de las materias, coordinada por el Servicio de Ayuda al Estudiante (SAE) de la universidad, está volcada al desarrollo de autoconocimiento en relación con los valores, intereses y habilidades, aparte de brindar información sobre las diferentes formas de intervención profesional. En esa asignatura también se les presenta a los alumnos la grilla con las materias curriculares de las carreras disponibles en la Unicamp y las actividades en las que tiene competencia cada profesión. A continuación, pueden debatirse las mejores opciones, de acuerdo con sus habilidades e intereses. “La posibilidad de poder circular por las facultades e institutos de la Unicamp nos permite empaparnos de la realidad de las carreras, conocer a los alumnos y docentes, y reflexionar sobre nuestras opciones de carrera”, pondera Marcos Vaz, exalumno del ProFIS. “Eso nos posibilita realizar una elección más consciente de la carrera que pretendemos seguir en la universidad”, dice el estudiante, que actualmente cursa el primer año de la carrera de Medicina en la Facultad de Ciencias Médicas de la institución.

Archivo personal La primera edición contó con 731 inscritos provenientes de 88 escuelas públicas de la enseñanza media de CampinasArchivo personal

Orientación profesional
Vaz relata que siempre se interesó por la medicina y que, por medio del ProFIS, pudo decantar su elección, asistiendo a algunas clases de la propia carrera y conversando con docentes y alumnos en diferentes etapas de la carrera. “Ingresamos a la carrera ya como veteranos de la Unicamp”, dice. Además, según la evaluación que hace la bióloga Mariana Freitas Nery, coordinadora del ProFIS, los alumnos que pasan por el programa inician la carrera universitaria con mayor madurez que los compañeros que ingresan rindiendo el examen de admisión, destacándose por su postura crítica y socialmente comprometida. “Muchos insisten en participar en las discusiones del consejo universitario y de los centros académicos de la universidad, además de trabajar en proyectos con relevancia social”, informa la investigadora.

Un buen ejemplo de eso es Bárbara Cardoso Miranda, alumna de la primera camada del ProFIS que al comienzo del año en curso se graduó como fonoaudióloga. Durante la carrera, por iniciativa propia, ella articuló junto a docentes y compañeros de diversas carreras la participación en el Proyecto Rondón, un emprendimiento del gobierno federal cuyo principal objetivo es llevar universitarios a pequeñas localidades del interior del país para trabajar en proyectos de desarrollo local. “Al ser un curso de formación general, el programa les permite a esos jóvenes expandir su visión del mundo a partir del debate sobre las instituciones sociales y los asuntos ambientales, históricos y éticos, entre otros, tornándolos ciudadanos más conscientes”, resalta Mariana Nery.

Archivo personal El 77% de los matriculados del programa constituyen la primera generación de sus familias que ingresan en la educación superiorArchivo personal

Otro aspecto innovador es la posibilidad de desarrollar una investigación de iniciación científica durante el segundo año del curso. La propuesta consiste en que los alumnos, bajo la tutela de un docente o investigador de la Unicamp, de cualquier área del conocimiento, se inserten en el cotidiano de los procesos creativos o científicos y elaboren un proyecto. “Se trata del único curso de la Unicamp con iniciación a la investigación científica obligatoria”, subraya Knobel. “La perspectiva es que, por medio de la iniciación a la investigación científica, los estudiantes sean capaces de adquirir habilidades de investigación y reflexionar acerca de los problemas reales, empleando conceptos, técnicas y métodos científicos”. Los resultados de dichos proyectos son compartidos por los alumnos en la Muestra Científica del ProFIS y en el Congreso Interno de Iniciación a la Investigación Científica de la Unicamp, que se lleva a cabo una vez al año. La idea es que se familiaricen con la dinámica que involucra la presentación de trabajos en eventos académicos, que aprendan a elaborar pósteres académicos y a argumentar ideas y conceptos con base en procedimientos y argumentos científicos.

El impacto de esta formación preliminar es bastante perceptible entre los alumnos que pasaron por el ProFIS, tal como deja en evidencia la trayectoria de Felipe Roberto Francisco, quien con 25 años de edad, se graduó en el Instituto de Biología e ingresó al doctorado directo de la propia Unicamp (observe el perfil en la página 98). “El ProFIS resultó determinante para que pudiera comprender la dinámica de producción del conocimiento científico, desde el trazado de los objetivos a los métodos, pasando por la redacción del trabajo. Ese conocimiento me permitió dar un salto cuantitativo en mi carrera académica, ingresando al doctorado inmediatamente después de recibirme”, dice Francisco, uno de los 16 alumnos de la primera camada del ProFIS, quien este año se graduó en la carrera de biología de la Unicamp.

El porcentaje de alumnos que cursaron toda la educación básica en la red pública es de un 92,5% entre los alumnos del ProFIS

Los primeros semestres del programa suelen ser los más difíciles para los egresados de las escuelas públicas, que deben adaptarse rápidamente a una nueva realidad académica y a las clases en tiempo integral. “Deben poner todo su esfuerzo para poder seguir las clases y lidiar con las deficiencias en su capacitación, especialmente en disciplinas tales como matemática, física, química y redacción de textos”, explica Nery. En total, los alumnos deben cursar las 28 materias obligatorias del ProFIS y dos materias a elección, elegidas entre cualquiera de las carreras que ofrece la institución. Otro obstáculo que deben superar es el recorrido hasta la universidad. La mayoría de los alumnos viven en barrios alejados y deben realizar trayectos extensos. “Para ellos, no basta con ofrecerles el ingreso a la universidad. Se necesitan crear estrategias de recepción y permanencia”, explica la bióloga. Entre las disposiciones que adoptó la institución, se mostraron acertadas la concesión de becas de ayuda por un monto de 400 reales y alimentación gratuita en el restaurante universitario.

Una de las estribaciones de la iniciativa emprendida por el ProFIS es la transformación de los alumnos en agentes multiplicadores, comprometidos en la difusión del programa en los barrios en donde viven y en las escuelas que frecuentaron. “Muchos de los alumnos de la red pública ni siquiera sabían que podían disputar una vacante gratuita en la universidad”, comenta Nery. Gracias a ese esfuerzo de difusión, esto está cambiando. “La mayoría de las escuelas ya prepara a sus alumnos para el Examen Nacional de la Enseñanza Media (Enem), con miras a conseguir una posible vacante en el ProFIS”, añade.

Acción afirmativa

Educación democratizada
El ProFIS incrementa la participación de los alumnos de las escuelas públicas en la universidad

A partir de su implementación en 2011, el ProFIS selecciona, con base en las notas de la Enem, hasta dos de los mejores alumnos del último año de la enseñanza media de cada una de las 95 escuelas públicas de la ciudad de Campinas. Todos los alumnos pueden participar. Basta con inscribirse en el programa, que asegura al menos una vacante para cada escuela. Esta estrategia se suma a los esfuerzos que realiza el Programa de Acción Afirmativa e Inclusión Social (Paais), que desde 2004 concede, también a los alumnos de las escuelas públicas, un bonus sobre la nota en la segunda etapa del examen de admisión.

Una vez aprobado y concluidos con éxito los dos años del programa, el alumno recibe un certificado de conclusión del curso secuencial complementario de estudios, pudiendo escoger entre las 61 carreras de grado que ofrece la institución, aquélla que pretenda seguir, sin necesidad de someterse al examen de ingreso, de acuerdo con su desempeño y las vacantes disponibles.

Archivo personal Alumnos de la promoción de 2015 en una cátedra sobre evoluciónArchivo personal

Desde su creación, el programa incrementó en un 3% la participación de los alumnos provenientes de escuelas públicas en la universidad. En su primera selección se inscribieron 731 alumnos de 88 escuelas públicas. La totalidad de las 120 vacantes disponibles fueron ocupadas. Además de haber cursado y completado la enseñanza media en una escuela pública, un requisito previo del programa, el 92,5% también habían cursado la enseñanza fundamental en la red pública.

Según consta en el informe A avaliação continuada do Programa de Formação Interdisciplinar Superior da Unicamp (ProFIS): Contribuições do estudo longitudinal, difundido en diciembre por el Núcleo de Estudios de Políticas Públicas (Nepp), de la Unicamp, alrededor del 40% de los alumnos de la primera promoción del ProFIS son pardos o negros, un porcentaje 2,7 veces superior al de los matriculados a partir del examen de admisión. En cuanto a la escolaridad de sus padres, el 77% de los matriculados constituyen la primera generación de sus familias en ingresar a la educación superior, en comparación con un 46% aproximado de los matriculados a partir del examen de admisión. El 33% de los padres de los alumnos del programa completaron la enseñanza fundamental y el 44%, la enseñanza media.

Republish