guia do novo coronavirus
Imprimir Republicar

INVESTIGACIÓN EMPRESARIAL

La conquista del mundo

CI&T apuesta a la internacionalización para crecer y convertirse en un referente global en el desarrollo de software

De pie Paulo Camara, Rubens Barreto y Flavio Pimentel. Sentados, Daniel Viveros Leonardo Mattiazzi

Léo Ramos De pie, Paulo Camara, Rubens Barreto y Flavio Pimentel. Sentados, Daniel Viveros Leonardo MattiazziLéo Ramos

La obtención de premios y certificaciones nacionales e internacionales se ha convertido en algo rutinario en CI&T, una multinacional brasileña de tecnología informática con sede en la localidad de Campinas, especializada en el desarrollo de software y mantenimiento de sistemas informáticos. Desde su creación, en 1995, por un grupo de profesionales noveles graduados en la Universidad de Campinas (Unicamp), la empresa, propietaria de una estructura global de prestación de servicios que incluye cuatro unidades en Brasil, cinco en Estados Unidos, una en Europa y dos en Asia, ha recibido alrededor de 20 galardones. En los últimos seis años, por ejemplo, siempre ocupó un lugar en la lista de las Cien Mejores Empresas de Outsourcing del Mundo, que confecciona la revista de negocios estadounidense Fortune. Otro premio destacado le fue otorgado en 2012 por la consultora A.T. Kearney y por la publicación Época Negocios, que elaboran el ranking Best Innovator. CI&T fue señalada por éstas como una de las empresas más innovadoras del país, a la par de grandes corporaciones tales como IBM, Siemens y Basf. El premio más reciente lo recibió en el mes de marzo pasado, cuando la gigante de la información Google le concedió a la compañía paulista el título de Partner of the Year 2013 for Cloud Plataform, un reconocimiento que les otorga a sus principales colaboradores globales en el área de tecnología de la nube.

Todos esos reconocimientos, según expresa Leonardo Mattiazzi, vicepresidente de Innovación de CI&T, son el resultado del fuerte compromiso de la empresa con la calidad de sus servicios, la búsqueda de las mejores soluciones y la satisfacción de sus clientes. “La innovación forma parte de nuestro ADN. Siempre hemos estado comprometidos en el trabajo con las tecnologías más innovadoras, así como en el liderazgo en relación con los procesos y las prácticas de ingeniería de software”, dice el ejecutivo, quien fue el responsable de la radicación y expansión de CI&T en Estados Unidos, donde residió entre 2006 y 2013. Con título de grado en ingeniería eléctrica por la Unicamp y MBA por la Foz Business School da Temple University, en Filadelfia, Mattiazzi, de 40 años, subraya que CI&T lleva bastante tiempo reconocida como una empresa líder en cuanto a procesos y metodologías. Fue una de las primeras del país que utilizaron el lenguaje Java y aplicaciones web en 1996, cuando recién había sido creada, y fue pionera en la certificación CMMI (sigla en inglés de capability maturity model integration), el modelo que ostenta el mayor estatus de calidad de software a nivel mundial. “Fuimos la primera compañía nacional en alcanzar los niveles 3, 4 y 5 en el CMMI, y en la actualidad, todos nuestros procesos se basan en los principios Lean, que se inspiran en la transformación industrial por la que atravesó Toyota durante la década de 1980”, explica el ejecutivo. El mencionado Lean Management es una filosofía de gestión enfocada en la productividad y cuyo principal objetivo consiste en la generación de valor para la empresa por medio de la disminución del derroche.

Con una facturación prevista para este año de 250 millones de reales ‒un aumento del 25% en comparación con 2013‒, CI&T se propone destinar el 2% de ese monto, unos 4 millones de reales, a actividades de investigación y desarrollo ligadas a la innovación, de la que se ocupan alrededor de 100 investigadores, en su mayoría, graduados en ciencia o ingeniería en computación. La empresa dividió dichas actividades en cuatro sectores. Digital Studio se encarga de la creación de soluciones digitales diferenciales empleando componentes de mobile (o tecnologías móviles), redes sociales, cloud computing (computación en la nube) y digital analytics, que es la capacidad de analizar un gran volumen de datos y transformarlos en información relevante.

Gestión de la Innovación: es el sector que controla las relaciones y colaboraciones con universidades e institutos de investigación

Léo RamosGestión de la Innovación: es el sector que controla las relaciones y colaboraciones con universidades e institutos de investigaciónLéo Ramos

En tanto, Analytics Studio, se concentra en el desarrollo de productos que utilizan herramientas y conceptos a los que se conoce como big data. El sector al que internamente se lo denomina D-Products responde por las innovaciones basadas en smart computing (computación inteligente) y machine learning (aprendizaje automatizado), y su principal solución es el software Smart Canvas. Finalmente, también hay un área dedicada a la Gestión de la Innovación, cuyo foco se centra en la creación y administración de las relaciones y cooperaciones con universidades, institutos de investigación y organismos patrocinadores.

El modelo de gestión de la innovación adoptado por CI&T difiere de aquél que comúnmente se encuentra en el mercado, donde las empresas montan departamentos de investigación y desarrollo (I&D) para la ejecución de ideas y proyectos. “Desde nuestra perspectiva, las empresas de servicios como la nuestra, que poseen una conexión directa e intensa con el mercado, albergan en sus áreas de desarrollo el mejor ambiente para que florezcan las innovaciones. De tal manera, cuando surge una idea o propuesta, en lugar de desplazar su creación hacia otro sector ‒como el de I&D o innovación‒, consideramos que esa propuesta cuenta con las mejores condiciones en su sector de origen para desarrollarse. Y eso es lo que hacemos aquí”, explica el ingeniero Flávio Leal Pimentel, de 43 años y coordinador del área de Innovación Corporativa de CI&T. Antes de firmar contrato con la empresa, Pimentel, quien se graduó en la Universidad Federal de Pernambuco (UFPE), se desempeñó en el Centro de Estudios y Sistemas Avanzados (Cesar) de Recife, especializado en soluciones de tecnología de la información.

Otro joven ejecutivo de CI&T es el científico de la computación Paulo Roberto Vasconcelos Camara, de 35 años, líder del equipo de Digital Studio. “Estoy involucrado en todos los proyectos que hagan uso intensivo de al menos una de las cuatro tecnologías digitales actuales: computación en la nube, redes sociales, dispositivos móviles y analytics”, dice. “Mi equipo está conformado por profesionales en diseño, publicidad e interfaz hombre-máquina, además de técnicos y analistas que piensan soluciones digitales enfocadas en el negocio y la tecnología”. Con 19 años dedicados al desarrollo de software, Camara trabajó en el sector de TI en corporaciones del sector financiero y de las telecomunicaciones antes de su arribo a CI&T, en 2002.

La recepción de la empresa: café, charlas distendidas e insights

Léo RamosLa recepción de la empresa: café, charlas distendidas e insightsLéo Ramos

Con alrededor de 100 clientes, CI&T ‒que no por casualidad adopta como lema la tríada “colabore, innove y transforme”‒  posee en su cartera una vasta lista de productos con elevado contenido tecnológico. Uno de ellos es el CI&T Insurance Business Services (IBS), enfocado en la industria del seguro, cuya finalidad es la reducción de los costos implicados en la atención de accidentes. Esta herramienta se apoya sobre dos pilares, donde el primero es una aplicación que analiza informaciones de la aseguradora y del mercado (denuncias policiales, multas, meteorología, etc.) y ofrece una amplia base de datos para que el cliente pueda tomar decisiones más ágiles y asertivas. El otro es un proceso administrativo, realizado por el propio equipo de CI&T junto al cliente, que define y propone acciones para la mejora de los indicadores en las áreas de ventas y operaciones de la empresa. “Esta solución, que surgió de una colaboración con Mitsui Sumitomo Seguros, constituye un ejemplo de que no hacemos innovación por la innovación misma. Fue creada para la atención de problemas reales de las aseguradoras”, afirma Rubens Barreto, líder del área de Analytics & Big Data, ingeniero eléctrico graduado en la Universidad de São Paulo (USP), creador en 2003, junto a otros tres colegas de la startup BI One, que CI&T acabó adquiriendo seis años después. “Nos especializábamos en algo distinto: la provisión de servicios de analytics, big data e inteligencia informática, y eso atrajo la atención de CI&T. Fuimos la primera empresa de business intelligence desarrollada bajo la plataforma SAP, la mayor herramienta de organización de informaciones en corporaciones de gran porte”, explica Barreto.

Otro producto relevante de la cartera es el Smart Canvas, una aplicación para curaduría de contenidos inteligente lanzada este año. “Se trata de un producto de vanguardia, que se vale de conceptos de inteligencia artificial, aprendizaje automatizado y computación en la nube”, informa el gerente de tecnología Daniel Viveiros, de 35 años. Esta solución funciona en tres etapas: se conecta a las fuentes de información internas y externas del cliente, transforma el contenido en cards ‒o pastillas de información‒ y distribuye los más relevantes entre sus visitantes. En el futuro, se podrá acceder a esas pastillas de información desde dispositivos avanzados, tales como el Google Glass. Mientras tanto, CI&T ha venido realizando pruebas de concepto que contemplan a ese dispositivo.

Pruebas de concepto de las pastillas de información con Google Glass

Léo RamosPruebas de concepto de las pastillas de información con Google GlassLéo Ramos

Multinacional brasileña
La apuesta en el mercado externo ha sido en los últimos años una de las estrategias de CI&T para crecer y afirmarse como una de las líderes mundiales de su segmento. Los ingresos por exportación de productos y servicios ya constituyen un 30% de su facturación, y la empresa figura en un sitial privilegiado en el más reciente ranking de las multinacionales brasileñas confeccionado por el Núcleo de Negocios Internacionales de la Fundación Dom Cabral, de Minas Gerais. En el escalafón de 2013, la compañía ocupó el cuarto lugar en el grupo que contempla solamente a las empresas con facturación de hasta 1.000 millones de reales, y el puesto 18º en el ranking global, inmediatamente detrás de Embraer y delante de grandes grupos tales como Marcopolo, Natura y Votorantim. Los organizadores del estudio destacaron que “la intensa competencia en el mercado internacional ha empujado a CI&T a innovar cada vez más en su cartera de servicios en busca de alternativas y lanzando ofertas que impulsan su crecimiento en el mercado nacional”.

“El mercado internacional siempre ha formado parte de la estrategia de CI&T. Mantenemos nuestra mira en los mercados globales de alto crecimiento, sin descuidar lo prioritario que son sectores específicos de la industria brasileña”, subraya Mattiazzi. “El mercado estadounidense, en particular, ofrece condiciones ideales para nuestras inversiones en innovación, dada la aceleración del ciclo de adopción de nuevas tecnologías que ocurre en el país”. Para la atención de los clientes en Estados Unidos, la empresa cuenta con un equipo de 70 profesionales, de los cuales 40 son enviados brasileños y 30 contratados en dicho país. Su segundo mayor internacional es Japón, y el tercero, Europa. La empresa ha distribuido proyectos en la mayoría de las naciones del oeste europeo. Entre los clientes extranjeros figuran compañías globales tales como Coca-Cola, Johnson & Johnson, Monsanto y Pfizer. CI&T posee un plantel con alrededor de 1.600 empleados, entre los cuales se encuentran muchos expatriados que acabaron retornando a Brasil, trayendo consigo una experiencia de trabajo en mercados con alto nivel de competencia disputado por grandes contendientes mundiales.

El proceso de internacionalización comenzó en 2004 y contó con el aval del Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES), que ejecutó una operación estructurada de financiación y participación en el capital de la empresa. Esta ayuda se utilizó para la instalación de la oficina en Estados Unidos. “Finalizamos 2005 con el reconocimiento de dos importantes galardones: el Exporta São Paulo, que resaltó el perfil exportador de CI&T, y el de de Mejor Infraestructura para Componentes Tecnológicos del Premio B2B Modelo de Calidad”, comenta Mattiazzi.

En el transcurso de su historia, la empresa ha recibido también recursos de la Finep, a través de su programa de subvención económica, y ha participado junto a dicha agencia en inversiones para proyectos de fondos sectoriales, realizados en forma conjunta con universidades brasileñas, entre ellas la Unicamp.

Republicar