Guia Covid-19
Imprimir Republish

Buenas prácticas

Artículos nonsense

Daniel BuenoLa editorial Springer anunció la anulación de 18 artículos publicados en los anales de congresos en las áreas de ciencia de la computación e ingenierías entre 2008 y 2013. Hace tres meses, la editorial fue informada de que algunos artículos remitidos a los anales de conferencias que publicó habían sido generados por un software que elabora papers sin sentido. Al mes siguiente, se optó por la retractación de los artículos, una especie de “despublicación” oficial, en lugar de removerlos simplemente de su sistema, pues se trata del “mejor mecanismo disponible para corregir la literatura y garantizar su integridad”. La editorial también controlará con mayor celo el proceso de revisión de los artículos de conferencias aceptados. Además de los de Springer, más de 100 trabajos publicados por el Instituto de Ingenieros Eléctricos y Electrónicos (IEEE), una consagrada institución mundial que agrupa a los profesionales del área de tecnología, también fueron identificados como falsos. Entre ellos figuraba un artículo publicado en 2013 sobre nuevas metodologías para la construcción de un sitio web de e-commerce. En el resumen, los autores afirman que redoblaron sus esfuerzos “evitar que las planillas se construyan con base en el conocimiento, empatía y en forma compacta”, algo evidentemente sin sentido. La mayoría de las conferencias que aceptaron artículos falsos se celebraron en China y la mayor parte de los autores son de esa nacionalidad.

El software capaz de producir tales aberraciones es el SCIgen, que combina secuencias de palabras en forma aleatoria para producir falsos artículos en el área de ciencia de la computación. El programa fue creado en 2005 por científicos del Massachusetts Institute of Technology (MIT) con el objetivo de probar que muchas conferencias realizadas en el área en cuestión aceptan publicar artículos sin revisarlos en forma adecuada. Como el SCIgen se encuentra disponible en internet, cualquiera puede utilizarlo. “No tenía conciencia de la dimensión del problema, pero sabía qué ocurría”, manifestó Jeremy Stribling, uno de los creadores del software, a la revista Nature.

El responsable de las denuncias es Cyril Labbé, investigador en ciencia de la computación de la Joseph Fourier University, en Francia. En 2012, Labbé inició una investigación para catalogar los artículos producidos por computadoras y publicados en más de 30 anales de congresos durante los últimos cinco años. Y desarrolló una técnica destinada a detectar los artículos creados con el SCIgen, a la que describió en un artículo publicado en la revista Scientometrics en 2012. El método se basa en la búsqueda del vocabulario característico que produce el programa. La editorial Springer anunció un trabajo conjunto con Labbé para el desarrollo de mecanismos de detección de artículos falsos generados con el SCIgen o con programas similares que puedan surgir en el futuro.

Republish