Guia Covid-19
Imprimir Republish

Tapa

Para caminar por sus propios medios

Los proyectos brasileños de vacunas avanzan a buena velocidad para poner en marcha los ensayos clínicos el año que viene

Línea de producción de vacunas del Instituto Butantan

Léo Ramos Chaves

“Brasil debe aprender a avanzar más rápido y por sus propios medios, fundamentalmente en casos de pandemias”, dijo el inmunólogo Ricardo Gazzinelli, de la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz) de Belo Horizonte y de la Facultad de Medicina de Ribeirão Preto de la Universidad de São Paulo (FMRP-USP), en el marco de un debate en el canal de cable GloboNews, que se emitió el 14 de junio. Grazzinelli es el coordinador del Instituto Nacional de Ciencia y Tecnología de Vacunas (INCT-V) y encabeza uno de los proyectos brasileños de vacunas, en el cual comenzó a trabajar con su equipo en el mes de febrero, al advertir el rápido avance de la pandemia. “No tenemos que vivir solamente de la importación de tecnologías”, dice.

El investigador relata que implantó un gen de coronavirus en un virus de influenza atenuado que se introducirá en las células humanas y, si funciona tal como se espera, tendría una función doble, al inducir la producción de anticuerpos contra el covid-19 y contra la propia influenza. En un trabajo conjunto con colegas del Instituto Butantan y del Instituto de Ciencias Biomédicas de la USP, espera poder comenzar con las pruebas de seguridad y eficacia en ratones y conejos en el segundo semestre del año, que podrán llevarse a cabo con un aporte de 3 millones de reales provenientes del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación (MCTI) de Brasil, 400 mil reales de la Fundación de Apoyo a la Investigación Científica de Minas Gerais (Fapemig) y otros 400 mil reales provenientes de la FAPESP.

“Si los test preclínicos salen bien y obtenemos más financiación, podremos comenzar con los ensayos clínicos a comienzos de 2021”, dice. Su meta consiste en producir una vacuna de aplicación nasal, que sea capaz de estimular la producción de inmunoglobulinas del tipo A (IgA) y del tipo G (IgG). “Esa es una forma de aplicación mejor que la intramuscular para inducir una inmunidad sólida en la mucosa nasal, la puerta de entrada del coronavirus”, sostiene.

El inmunólogo Jorge Kalil, coordinador del Laboratorio de Inmunología del Instituto del Corazón (InCor) de la Facultad de Medicina de la USP y del Instituto de Investigación en Inmunología, con sede en el InCor, uno de los Institutos Nacionales de Ciencia y Tecnología (INCT) subvencionados por el Consejo Nacional de Desarrollo Científico y Tecnológico (CNPq) y por la FAPESP, recibió, a su vez, 4,5 millones de reales del MCTI para trabajar en su proyecto de vacuna.

Él y su equipo seleccionan las proteínas del coronavirus que podrían ser los mejores blancos de la vacuna. “Es un trabajo arduo”, dice. En su opinión, el gen responsable de la producción de la proteína viral podría implantarse en varios tipos de vectores, estimulando la producción de inmunoglobulinas A y G, y la acción de las células de defensa, tales como los linfocitos T helper y citotóxicos, capaces de eliminar las células infectadas. Al igual que Gazzinelli, Kalil se propone comenzar con las pruebas en modelos animales este mismo año y con los ensayos clínicos el año próximo.

En el Instituto de Ciencias Biomédicas de la USP, también con el apoyo de la FAPESP, un equipo coordinado por el también biólogo Luis Carlos Ferreira trabaja en el desarrollo de vacunas con nanopartículas, de acuerdo con la organización de los antígenos de un virus.

En Río de Janeiro, un equipo científico del Bio-Manguinhos seleccionó, a partir de un modelo informático, una proteína del Sars-Cov-2 con alto potencial para generar anticuerpos que ya fue sintetizada químicamente y aprobada en pruebas con covid-19, según Maurício Zuma, el director del instituto. Según Zuma, la fórmula está lista y los test en animales dependen “de una adecuación de los requisitos de bioseguridad del área donde se los llevará a cabo, algo que se realizará pronto”.

Proyectos
1. Mecanismos inmunológicos de resistencia y patogénesis del paludismo (nº 16/23618-8); Modalidad Proyecto Temático; Investigador responsable Ricardo Tostes Gazzinelli (USP); Inversión (extensión para proyecto covid-19) R$ 400.000
2. Mapeo de los epítopos del virus Sars-CoV-2 para linfocitos T y del receptor de la proteína spike para linfocitos B (nº 20/05256-7); Modalidad Ayuda a la Investigación – Regular; Investigador responsable Jorge Elias Kalil Filho (USP); Inversión R$ 190.000
3. Desarrollo de una vacuna anti Sars-CoV-2 utilizando VLP (nº 20/05146-7); Modalidad Ayuda a la Investigación – Regular; Investigador principal Gustavo Cabral de Miranda (USP); Inversión R$ 175.600
4. Desarrollo de nanovacunas proteicas que se autoestructuran contra el Sars-CoV-2 (nº 20/05204-7); Modalidad Ayuda la Investigación – Regular; Investigador responsable Luis Carlos de Souza Ferreira (USP); Inversión R$ 158.557,50

Republish