Imprimir

Medicina

La “fosfo” no supera los test

“En las dosis en que lo estábamos estudiando, el producto no es lo suficientemente eficiente como para recomendarlo”. Así fue como el médico Paulo Hoff, director general del Instituto del Cáncer del Estado de São Paulo (Icesp), justificó la interrupción de los ensayos clínicos con la fosfoetanolamina, la mentada “píldora del cáncer”, en el marco de una rueda de prensa que se llevó a cabo el día 31 de marzo. El estudio habíase iniciado en julio de 2016 y, en una primera fase, permitió determinar que la sustancia no era tóxica. De ahí en adelante, la medicación les fue suministrada a 72 pacientes con 10 tipos diferentes de tumor, de los cuales 59 ya fueron reevaluados. Tan sólo uno de ellos, quien padece de melanoma, presentó una respuesta parcial luego de dos reevaluaciones y proseguirá con el estudio. De los 21 afectados por cáncer colorrectal, el tipo del que fue posible reunir a un mayor número de voluntarios, ninguno registró la respuesta esperada según los estándares internacionales: una reducción de al menos un 30% en las lesiones tumorales. Con estos resultados, el equipo del Icesp considera poco ética la inclusión de nuevos pacientes en el estudio.

Republicar